Las Ciencias Sociales y el Arte

Esta vez la antropología

Situación antropológica del arte
by: Daniel E. Castillo T.
El consenso antropológico había designado a la Cultura como su objeto de estudio. La antropología Había ganado posición entre las ciencias sociales, para luego ser duramente criticada por tal integración, pero el asunto es, que luego de un duro golpe y del esclarecimiento del problema, las nuevas corrientes de pensamiento y la política seguramente, la antropología se está reconstruyendo y creciendo mucho más de lo que era hace un tiempo atrás, abarcando temas que antes eran inexplorados ha superado sus límites de la época clásica.
Hoy los ojos de algunos antropólogos están dirigiendo la mirada hacia el arte, pero no solamente ese arte occidental o fine art europeo, sino a la búsqueda y redefinición de ese concepto etnocentrista para cambiar el concepto a uno más universal. El propósito es interesante ¿Pero, qué lo fundamenta? La situación puede ser compleja, pero basta tener en cuenta la historia del arte para esclarecer un poco más. Tomaré el ejemplo de Van Gogh, a él le gustaba coleccionar las estampillas que venían de oriente con los grabados japoneses, cuando Japón permitió el comercio internacional. El valor estético que experimentó Vincent inspiró y transformó sus pinturas, el arte oriental, en otro sentido, esas figuras que no entraban en el esquema europeo y que eran vistas como un arte muy por debajo del arte hegemónico europeo. Vincent fue excluido y desvalorizado solamente por ver mucho más allá de las fronteras sociales e ideológicas de su tiempo y espacio. Vio la belleza en lo extraño, en lo nuevo, en ese otro que apenas se le podía conocer. En ese tiempo y más adelante, junto a los viajes del descubrimiento y comercio de un mundo redondo, muchos artistas, antropólogos o psicólogos entre otros, empezaron a coleccionar objetos de culturas lejanas, aparecieron también los museos conservando extrañas estatuillas, máscaras, armas, collares, etc. estos objetos extraños fueron arrancados de su tierra y llevados con algo de vida a esos países colonizadores, y echaron raíces, el espíritu de estos objetos también floreció y transformó el ritmo de avance de estas sociedades. Así transformó el arte occidental y aparecieron las nuevas corrientes artísticas y al mismo tiempo que Van Gogh sería reconocido como uno de los más grandes artistas que la humanidad haya conocido. Otros aritístas también hicieron algo parecido como Gauguin, Klee, Picasso, Tapíes, Clemente, Barceló y tantos más.

Todavía está en debate la situación antropológica del arte, en cuanto a la redefinición del término. En algunos lenguajes no encaja la traducción de arte tal como nuestra sociedad occidental la concibe, en otras ni siquiera existe el término. Por lo que es necesario aclarar esta situación, por lo pronto, algunos antropólogos cuadran algunas de sus definiciones. Mencionaré los siguientes: Claude Leví-Strauss toma el arte y lo compara como un lenguaje, como un sistema ordenado de signos y comunicación. Gell ha definido el arte como la tecnología de encantamiento, Morphy declara que los objetos artísticos tienen propiedades semánticas y estéticas usadas para ciertos propósitos representacionales. Finalmente Layton considera el trabajo artístico como un ritual simbólico.
Ricardo Sanmartín relaciona la cultura con el arte de la siguiente manera: “La cultura está bien y ampliamente representada en las obras de arte, y que, por esa razón, también en el arte podemos estudiar la cultura.” En las Novelas o el cine, también en la arquitectura o en la poesía, quedan plasmadas costumbres, valores, creencias, categorizaciones de la realidad, de un contexto social y de una invitación al reto de un profundo y nuevo trabajo de campo.